lunes, abril 27, 2009

Cruzar el puente


Me siento en el suelo mojado y hago esta foto. El verde bronce de las lucarnas me recuerda muchos tránsitos, y me guiña desde Luxemburgo y Metz de paso, desde Cracovia. Y yo cruzo por la extensión césped y sé que me espera la noche del sentimiento, hoy, porque pese a todos los paréntesis que se abren para cerrarse, los paréntesis que se cierran y se cierran herméticos, los paréntesis de seis días, siempre una noche nace la vulnerabilidad en los que se tocan aunque sea entre paréntesis. Y por eso cruzo uno de los Golden Jubilee Bridges desde South Bank hasta Embankment. Y llueve, y no hay nadie, y me mojo, y me importa un carajo, porque sé que me estás esperando. Al otro lado.

No hay comentarios: