sábado, octubre 09, 2010

Te concedo derecho de mirada sobre mí

Si pudiera elegir, elegiría verte. Salir corriendo para verte pero al llegar caminar despacito hasta verte y allí en el verte sólo verte. 

1 comentario:

Calvin dijo...

Esos ojos deberían estar en la columna de la obligación (o del privilegio), no del derecho.